sábado, 19 de octubre de 2013

Pizza estilo "pan"



Esta es la segunda vez que hago pizza con la masa hecha en casa y el resultado es una pizza de masa de pan crujiente muy sabrosa.
El sabor no tiene nada que ver con las bases de pizza congeladas que hay en el mercado, yo desde que he descubierto lo fácil que se puede hacer pizza en casa, he desterrado de mi lista de la compra las bases de pizzas.
Ingredientes:

  • 300 gr de harina fuerza 
  • 40 ml de aceite de oliva 
  • 180 -190 ml de agua (según veamos que necesite la masa)
  • 8 gr de sal
  • 20 gr de levadura fresca 
  • Sémola de trigo
Elaboración:





  • En un bol echamos la harina, la sal, la levadura, hacemos un volcán, en el centro echamos el agua templada, y por último el aceite mezclamos todo bien con una cuchara de palo.

  • A continuación, en una superficie espolvoreamos harina y amasamos bien, aplastando, estirando y retorciendo la masa. Si se pega añadir más harina, cuidado de no pasarnos con la harina, la masa debe quedar elástica.
    Amasamos hasta conseguir una masa homogénea y manejable.
    Poner la masa en forma de bola en un bol con un poco de harina y dejar levar hasta que doble su tamaño, tapada con un paño limpio de cocina, debe estar en un lugar cálido y sin corrientes de aire.
    Sobre la mesa de trabajo amasamos otra vez hasta quitar el aire del proceso de levado, espolvoreamos la sémola de trigo y encima ponemos la masa, con rodillo le damos forma hasta que quede fina o del grosor deseado.
    A continuación, ya podemos añadir los ingredientes de nuestra pizza, con nata, cebolla, bacon y queso si la queremos carbonara, de jamón y queso o de pimientos verdes, rojos y cebolla, vosotros elegís los ingredientes que más os gusten, por último espolvorear el  el orégano por encima.
    Introducir en el horno precalentado a 200º y hornear unos 15 ó 20 minutos hasta que este dorada.

    Consejo: podéis utilizar harina con levadura ya incorporada, osea harina para pizza, yo utilizo la de la marca Harimsa y el resultado es muy bueno, es la que más me gusta, aunque lo ideal es comprar una harina de fuerza de calidad y añadir vosotros la levadura.
    La masa debe quedar elástica, sino necesitará más agua.